Las Reglas del Backgammon

El Backgammon es un juego de sala para dos jugadores y la finalidad es mover las fichas en el tablero tirando 2 dados y sacarlas por el lado contrario. La primera persona en conseguirlo gana la partida.

El tablero está dividido en 4 secciones y cada sección conyeva 6 puntos. Un jugador empieza en un lado del tablero y su contrincante empieza en el lado opuesto y ambos mueven sus fichas alrededor del tablero en direcciones opuestas. Su sección de comienzo constituye la sección final de su oponente y viceversa. Cada jugador emplea fichas de colores distintos y los colores más comunes son el marrón y el crema.

El primer jugador en sacar todas sus fichas del tablero es el ganador. Si el perdedor logra sacar como mínimo una ficha entonces al ganador se le otorga 1 punto. Sin embargo si el perdedor no ha logrado sacar ninguna de sus fichas esto se llama un “Gammon” y al ganador se le otorgan 2 puntos.

Si además el perdedor todavía tiene fichas en su primera sección, entonces esto se llama “Backgammon” y el ganador consigue 3 puntos. Distintas versiones del Backgammon pueden emplear diferentes sistemas de puntuación.

Cada jugador tira un dado para decidir quien empieza el juego. El que logre el tiro más alto empieza la jugada y si los tiros son iguales, se vuelve a tirar. Cada jugador tira los 2 dados y mueven sus fichas alrededor del tablero.

Cada tiro de dados constituye la cantidad que se le permite mover sus fichas. Por ejemplo si el tiro es de 5-3, entonces puede mover una ficha 8 posiciones, o puede mover 2 fichas – una 5 de posiciones y la otra de 3. No puede mover más de 2 piezas. Si el tiro es doble, por ejemplo, 4-4 entonces se puede mover 4 veces empleando 4 fichas.

Colocar las fichas de Backgammon

No se puede colocar una ficha en un punto ocupado por 2 o más de las piezas de su contrincante pero puede colocar todas las que desee en aquellos lugares ocupados por sus propias fichas.

Un “borrón” es cuando un rival tiene solo una ficha en un punto concreto y puede ser atacado, eliminado del tablero y puesto en la barra. Esta barra se encuentra en el centro del tablero entre las 4 secciones.

Se debe utilizar el siguiente tiro de dados para sacar esta ficha a la sección de comienzo y poder continuar el juego. Más de una ficha puede ser enviada a la barra e incluso de ambos jugadores simultaneamente.

Mientras se tenga 1 o más fichas en la barra no se permite mover ninguna de las otras fichas. Se deben tener todas las fichas en juego para poder continuar con el juego.

A veces no es fácil sacar las fichas de la barra ya que el oponente quizá haya logrado bloquear la sección de empiezo con 2 piezas o más en cada posición. En ese caso se tiene que esperar a la oportunidad de que se quedara una de estas posiciones libres o por lo menos con 1 ficha del rival y lograr tirar el número correspondiente a esa posición para poder entrar en el juego de nuevo.

Una vez que se hayan movido todas las fichas a la sección final del tablero se puede comenzar a sacarlas y se sacan según las tiros de dados. Si no se tiene ficha ocupando la posición el tiro se puede usar el 6 para sacar una ficha ocupando el lugar 5, y si el 5 no está ocupado se va al 4, y así sucesivamente.

El oponente todavía puede eliminar una ficha si se tienen fichas en la barra para sacar. Si esto ocurre la ficha se coloca en la barra y se debe comenzar de nuevo con esa ficha. No se puede continuar con el juego hasta que no se saca esa ficha de la barra y tampoco se pueden sacar fichas del tablero hasta que se mueva esa última ficha desde el comienzo hasta la sección final.